FANDOM


Mentiras de mala educación


En tiempos de crisis, siempre bailan los que sobran.

¿Qué debe hacer un joven entre los 14 y los 18 años?. Se bien que la respuesta primera será “ir al colegio” luego, pasarlo bien con sus amigos, ir a fiestas, pololear, Chatear etc. Concuerdo que todas las respuestas después de la primera, todas son parte del desarrollo social de un joven, entonces ¿a qué va al colegio?


Cuando se habla de educación, se habla de un “derecho”, por ello los gobiernos se esmeran en asegurar este derecho a todos los niños y jóvenes. Lo que es una muy buena intención, por cierto, es bien visto que así sea. Metiendo a todos los niños y jóvenes de un país, en un mismo “saco”, se crean políticas educacionales que rigen a todos por igual. Es decir, los planes y programas del ministerio, proponen que a todos se les enseñe lo mismo, en la misma cantidad de horas y en lo posible con la misma excelencia de los profesionales. Además, para medir los resultados de esta equitativa educación, se aplican las mismas pruebas “para todos”. Simce y PSU son el termómetro del sistema educacional. Hasta aquí todo parece coherente, pero ¿se puede educar, dejando de lado el contexto social, cultural y económico de cada niño? ¿la mejor educación para un niño de Isla Huapi, será la misma que para un niño de una población sitiada por las pandillas o para un joven del sector más acomodado de Santiago?. Ciertamente la respuesta es un NO rotundo

En esta misma línea, podríamos decir que “querer una educación equitativa” no significa “enseñar a todos lo mismo y evaluar de la misma manera”.

Cuando a un joven de sectores sitiados por el narcotráfico, hijo de una familia de trabajo honesto (como la gran mayoría de los Chilenos), el sistema educacional le promete prepararlo para rendir la PSU y asegurar su ingreso a la Educación Superior, en cierta medida “le miente”. Puede que este niño haga un gran esfuerzo personal pero no cuente con la estabilidad familiar económica necesaria y a pesar de su puntaje, deba dedicarse a trabajar, sin tener ninguna formación para ello. En el mejor de los casos un joven se prepara, obtiene buenos resultados, ingresa a la Universidad y a poco andar descubre que su familia se endeuda dramáticamente para mantener sus estudios, ciertamente, una situación tal, es insostenible por 5 años, tiempo que dura una carrera. ¿Qué sucede entonces? Lo más triste, debe desertar e intentar encontrar un trabajo sabiendo que no posee ninguna formación para ello. Si este joven pertenece a círculos marcados por la actividad delictual, el narcotráfico o el consumo de drogas, pronto descubrirá una manera eficaz y eficiente de mantenerse. Delinquirá, traficará, y descubrirá que en esas actividades se invierte poco tiempo y se gana mucho dinero, más que aquel que pueda ganar después de estudiar 5 años, pasar otros 5 pagando los estudios y comenzar a trabajar para sí.

Se que esta no es una idea novedosa, ya lo denunciaban de manera magistral “Los Prisioneros” en su canción “El baile de los que sobran”, lo que llama más la atención, es que en más de 20 años, nada ha cambiado. Hoy 21 de Mayo de 2009, el gobierno de turno ha anunciado un sistema de becas que permite que las familias afectadas por la crisis económica, no tengan que sacrificar los estudios de sus hijos, me parece “justo y necesario” pero ¿soluciona el problema de fondo?

Entonces ¿Cuál es la “mejor educación” para un país con tantos abismos sociales? Dejo la pregunta planteada puede que alguien tenga una primera buena idea…


Claudia Calderon G. 21 de mayo de 2009

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar